domingo

ellas

el fin de semana quedó atrás y ahora hacemos equilibrio en la ducha del domingo a la noche.
de un lado, la bañadera, del otro lado el domingo continúa pero claro ya nos parece raro que esto de ducharse sea realmente "el finde", claramente ducharse un domingo a la noche no tiene nada que ver con el fin de semana en que


TRES BRUJAS SE ENCUENTRAN -y más-

comentábamos a la vuelta de la quinta que quién era más bruja, ceci o yo, y aki dijo que yo era más bruja, y dije es verdad, porque ella es rubia, entonces no le da la cabeza, y al decir esto estaba siendo bruja porqeu carla la mujer de aki y trini la hija de aki, son rubias. pero lo que quedaba por debajo de todo aquello era que en realidad, no eramos dos brujas, sino tres, inclyendo claro está, a carla

eramos tres brujas con sus respectivos maridos
una bruja rubia con dos hijos, otra bruja rubia, con una hija y otra bruja morocha sin hijos.

aqui en la cocina la bruja morocha con cara de orto bancándose a las dos brujas rubias que le dan de comer a sus hijas, y las dos brujas rubias bancándose la cara de orto de la bruja morocha, una bruja le pregunta a la bruja morocha, qué hago, ine? hacé ensalada de fruta, y le bruja responde, no, dejá que coman la fruta sola, no hagamos ensalada... y en eso viene el marido de la otra bruja y le dice a ine ponele onda, pero ine le responde querido, me están internando, más tarde, allá en la pile, la bruja rubia bancándose a la otra hija de la bruja rubia porque la hija quiere kinder y la contagió a la otra las ganas de comer kinder, y ahora las dos hijas de las brujas rubias están desesperadas por un kinder, y durante la comida la otra bruja rubia se fastidia internamente porque la otra bruja es demasiado estricta y no le quiso poner sal a los fideitos... en tanto, las rutinas alimentarias de cada una son estrictamente controladas: qué comió, dejó de comer o está comiendo por fuera del horario de las cuatro comidas...

para terminar, la bruja rubia le cambia el pañal a su bebé varón y al terminar suspira y le comenta:
-¿vamos a darle de comer a las dos brujitas?
y con eso se está refiriendo claro, a su propia hija y a la hija de la otra bruja rubia,
ok? no lo dije yo...!
en resumen cinco brujas y sus maridos y padres y tíos, cuatro rubias y una morocha, un fin de semana para recordar...