miércoles

helado de vainilla

hoy en vez de trabajar, empecé por boludear. y bueno, hay días en que hay que tolerarse.
ayer me estaba durmiendo pero podía percibir claramente que martín no se dormiría y efectivamente, al poco tiempo se levantó, creo que ahí me dormí. ayer me fui a dormir tomando helado de vainilla y chocolate, fue una linda despedida del día.
el helado de vainilla de cadore me encanta... es muy sutil. debe tener vainilla de verdad.

ayer marché panes con una masa madre rescatada muy antigua. no tenía azúcar negra, y hacía mil que no hacía el pan... me salió nada que ver el sabor, muy amargo, pero la levadura dio con todo, con todo mal, nunca me había salido un pan tan esponjoso que pareciera pan lactal. creo que la harina de centeno que usé es muy fina, puede ser esa la razón.

el pan baguette ancienne también lo hice, y le noté un gusto raro, pero no dije nada porque puede ser mi imaginación. por qué será que cuando masticamos algo va cambiando el gusto? yo le sentía el famoso "dejo", el gusto que sentís al final cuando lo tragaste, y te queda ese gusto... bueno yo le sentía gusto a cenizar. pero debe ser la idea rara de la harina.

hoy hice todo al revés, fui a actualizar mi tumblr, a ver el diario, y vine por acá, y la verdad no hice bien, porque ahora no tengo ganas de hacer nada. chequear mails sí que lo dejo para después. me muero si los llego a chequear ahora. qué mal trago!