martes

vagancia, alféizar

si bien hago lo que tengo que hacer, me cuesta mucho no poner un montón de boludeces por delante.

siempre me imagino que estoy sentada hacienndo algo y pienso qué bueno, tengo una actividad que me circunscribe a este mundo... pero después cuando tengo que hacerlo, no me copa para nada...

para mí, soy vaga. hago un montón de cosas, pero las hago con gran esfuerzo.
ahora quisiera hacer todo sin esfuerzo. y estos días camino despacio y eso me gusta mucho.
a pesar de que las veredas están muy sucias, pero muy sucias, disfruto del polvillo de las obras en construcción ydel smog.
hoy vi cómo un obrero lijaba el mármol del aféizar de una ventana
y a pesar de que leí miles de veces la palabra alféizar, y nunca entendí qué era, a pesar de que sé que está conectado siempre con una ventana, hoy que vi que el obrero lijaba eso de la ventana, y quise decirlo, tuve que buscar qué era eso y me di cuenta de que era el aféizar -eso espero- por eso estoy sorprendida de haber usado esta palabra por primera vez.

el olor del polvillo se me quedó pegado para siempre...