viernes

no sé

mi mamá me dijo un día yo yo, siempre decís yo. dijiste cuatro veces yo en esta frase. o dijiste cinco veces yo en esta frase, porque yo siempre decía yo, qué molesto que una madre te critique así. perdón pero tengo que decir que mi madre era bastante garca. un día me dijo que fuera al dentista y me tomara el colectivo y nunca me vino a buscar.
tuve que tomarme el colectivo de vuelta a mi casa. estás perdida? me preguntaron los choferes cuando me vieron esperando en la terminal. yo no hablé con los choferes, hablaba con las rodillas de los choferes. querés esperar a tu mamá y me invitaron a esperar en las oficinas. yo no espero nada! pero nada. yo no espero a nadie. así les dije y me tomé el colectivo de vuelta a mi casa.
ves? yo tengo una casa y un lugar adonde volver .me voy. chau!
me acuerdo caminar por la huella, volviendo. sentir un alivio: estoy en mi casa, por fin regreso con mis pies.
'por qué no me esperaste? me dijo mi madre extrañada. qué? yo no espero a nadie.
eso le tendría que haber dicho. pero no supe qué responder. yo podría haberle dicho por qué me garcaste, dejándome sola en la terminal? pero tenía siete años.
sabés qeu en mi casa no había teléfono, o sea que mi madre recién cuando volvió a la noche me vio. o los choferes la dejaron tranquila de que yo había vuelto a casa...
qué motivo puede haber para dejar a tu hijo solo en una terminal. y no pedirle perdón?
mmm. no sé si te perdono...