miércoles

ayer fue heroico ir a verla a beatriz, me arrastré como una babosa a estación tronador, y al caminar al geriátrico, era la vereda del oeste y me tuve que cruzar porque era un horno
entonces llegué y fuimos al barcito de la esquna que está enfrente al colegio san roque y la iglesia. y me di cuenta de que siempre hacemos algo diferente, porque nunca habíamos estado sentadas en la calle enfrente del colegio.
mirá, le digo, son todas gordas. nunca entiendo si son abuelas o madres las que buscan a los chicos. pero cre que claramente hay ciertas madres flacas que van en auto todas nerviosas y otras madres gordas y relajadas que van en chancletas. y muchos abuelos son los que entran al kiosco a comprar algo.
al llegar al lugar beatriz me dijo
-este lugar... me es favorable.
-sí, es linda la iglesia

en un momento después de sentarnos beatriz se puso de pie y empezó a dar unos pasos
la dejé sola pero me tuve que salir corriendo porque casi se tropieza con la raíz de un árbol.
tomamos sprite y un vaso de leche fría. comí un chicle de uva y leí el diario.


ahora me tengo que apurar me voy a practicar, bye!