viernes

oh...

¿alguna vez borraste lo que escribiste? no. siempre que volví a escribir una cosa dejé lo anterior y después lo viejo quedó en desuso. pero no lo borré ni lo taché...
a veces me imagino que estoy sentada en el escritorio por horas, escribiendo, respondiendo mails o leyendo algo en la computadora pero que mi espíritu está muy tranquilo... y después me río de esa imagen.
me iamgino grandes extensiones de tiempo en las que merodeo la ciudad comprando utensilios de cocina... a veces mis días de franco son así voy caminando por mi barrio y hago trámites y mandados y lo disfruto mucho. tomando sol, usando mi camisa favorita.
yo tenía una imagen de mí misma que era merodeando la ciudad tranquilamente y nunca la lograba pero ahora que no trabajo los martes, sin querer queriendo lo logré... porque ese día no tengo apuro.
sí un día estaré sentada en el escritorio tranquilamente capaz concentrada pero quién sabe horneando algo mientras tanto...

los días que estuve enferma terminé de leer el cielo protector... me sorprendió mucho el final tan absurdo: él se muere de fiebre y ella se escapa al desierto donde se une a unos comerciantes que van en camello, un joven la viola, y otro viejo también, hasta que al final llegan a una ciudad y el joven la toma y la deja encerrada en un cuarto en que la esconde de sus tres esposas...haciéndola pasar por hombre... al final se descubre todo y el hombre la toma por esposa en ceremonia llenandola de joyas las tres esposas la odian, ella en la ceremonia tira las joyas por el aire y recibe latigazos, después vive en una cama de oro por tiempo indefinido donde tiene sexo con su esposo hasta que el esposo no viene y como la están envenenando decide escapar, le regala lapiz labial a las tres esposas y así logra salir... tipo sex and the city viaje a arabia... y luego vagabundea se enamora deotro africano y unas monjas la mandan de vuelta a casa... fin. me mató un momento en que ella escapa y deja al marido muerto, vaga por la ciudad y se da un baño en un jardín de una casa, como un baño de agua fría y ella piensa: nunca más me pondré histérica... bueno es patética la imagen de la mujer que tiene esta novela... es terrible... pero la verdad que este final tan ridículo la hace memorable.

iba a hacer minibrioches, eso pretendia pero descubrí que hacer algo mini no es posible para mi porque estoy viendo lo que son mis supuestos minibrioches y no son nada de mini
o sea compre´lo que para mí eran moldecitos y son moldezasos, o sea debo comprar moldecitos de verdad.
después pondré fotos